miércoles, 8 de marzo de 2017

Leibstandarte: Mi Honor se llamaba Lealtad

Ficha técnica

Título: Leibstandarte: Mi Honor se llamaba Lealtad
Título original: Leibstandarte: My Honor was Loyalty
Director: Alessandro Pepe
Nacionalidad: Italia
Año: 2016
Duración: 115’
Guión: Alessandro Pepe y Leone Frisa
Fotografía: Alessandro Pepe
Música: Alessandro Pepe
Sonido: Lorenzo Bongiovanni
Montaje: Alessandro Pepe
Productora: Gruppo di rievocazione storica Progetto900
Efectos especiales: Alessandro Pepe
Distribuidora: EhKOFILMS
Vestuario: Leone Frisa y Paolo Vaccarino

                       
Ficha artística

Leone Frisa / Herckel
Luana Tambarello / Narrador
Francesco Migliore / Scholl
Paolo Vaccarino / Steiner
Albrecht Weimer / Kolbe
Alessandra Oriti / Margarite
Alessandro Pepe / Dietwolf
Giulia Dichiaro / Eleonor
Alessio Perrone / Grobel
Marco Massoni / Meisen
Chiara di Girolamo / Hitlerjugend
Pablo Dumouchel / Hitlerjugend


Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Hoy voy a comentar una película de segunda fila que ha pasado desapercibida por las carteleras y no ha tenido eco alguno en la crítica. De hecho no tiene crítica.


Es una película sobre la Segunda Guerra Mundial vista con ojos de alemanes


En concreto, los ojos de un suboficial de la división Leibstandarte de las Wafffen SS. Es decir, un nazi. Pero con un regustillo pacifista que no aflora hasta el último tramo de la película


Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Casi con toda seguridad este es el motivo por el que nadie ha comentado la película. Solo aparece en Taringa y una reseña en Film Affinity. No la busquéis en Wikipedia.

Claro que lo primero que aparece en los trailers es un mensaje que reza "esta película no es propaganda" y también se desmarca de la ideología la propia película, nada más empezar.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Como película no es ninguna joya, no pasará a la historia del cine, pero sí se pueden rescatar algunos aspectos como la fotografía. Un verdadero recreo visual para los que gusten de las películas de la Segunda Guerra Mundial, como es mi caso. Es una película independiente hecha (casi como si habláramos de un pulpo) por Alessandro Pepe.

La película alternará narración de una voz en off que refleja las reflexiones que el protagonista escribe en su diario. Muchas de las entradas que escribirá lo hará en sustitución de cartas que le habría gustado enviar a su amada esposa, Margarite.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancin

Su diario nos irá dando un paseo por todos los destinos de la Leibstandarte a lo largo de la guerra, recorriendo Europa de Norte a Sur y de Este a Oeste. Podría denominarse "diario de guerra" más que un diario personal. Casi siempre, como apuntaba, sustituyendo la relación epistolar con Margerite.

Esta historia hará que esta división suba como la espuma en el primer tercio de la película y se derrumbe poco a poco en los dos siguientes. Es la historia de las Waffen SS y es fiel a la cronología y el periplo de la división durante la guerra.

Para entender esta película hay que entender qué era la Leibstandarte, qué significaba, quién la integraba y cuál fue su historia.

Y su historia empezó antes de que empezara la guerra.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Lo primero de todo habría de explicar qué son las Waffen SS, para sacar del error de confundir éstas con el ejército alemán, cosa común y constante. Porque hay que dejar bien claro que las Waffen SS no eran parte integrante de la Wehrmacht (la suma de los tres ejércitos alemanes: Heer (Ejército de Tierra); Kriegsmarine (Armada) y la Luftwaffe (Ejército del Aire).

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Las Waffen SS son las herederas de las SA, una fuerza paramilitar creada como núcleo duro del Partido Nacional Socialista alemán. Eran las fuerzas de choque nazi y su labor era la de guardaespaldas de los altos cargos del partido, fundamentalmente del propio Hitler, a principios de 1921 (todavía queda muy lejos la guerra). Un cuerpo armado y formado por poco más de 300 integrantes (terminarían superando el cuarto de millón).

Decía que las SS son las herederas de las SA, pero no es del todo cierto. Heredarán sus funciones y se impondrán en jerarquía. Coexistirán durante un tiempo. La diferencia será el carácter elitista que se le otorgará a las SS. De meros camorristas (SA) a la élite del partido (SS).

La SS se fue organizando por divisiones y la primera y mas elitista de todas fue la protagonista de esta película, la Leibstandarte, fundada para proteger al Führer en persona, de ahí su nombre completo: Leibstandarte SS Adolf Hitler.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

En la película veremos un puñado de muchachos. En la vida real eran la élite de la élite. La mejor división de combate en toda Alemania. La nazi y la no nazi. Me refiero a la mejor División de las Waffen SS y por descontado mejor que cualquier división de la Wehrmacht. Por eso llegó un momento en que se distanciaron de la cancillería y del Führer para imponer su disciplina y modus operandi en todos los frentes desde el momento en que empezaron a torcerse los planes del Führer.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Fueron el terror de los británicos, que realmente usaron a los americanos como escudo. Fueron también el terror de los americanos, de rusos... fueron el terror de todos y al final entre todos fueron derrotados.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Hitler desangró a Alemania y a los alemanes. Y a austriacos, rumanos, polacos, belgas, ucranianos, bielorrusos, finlandeses, franceses, holandeses, noruegos, daneses, italianos y griegos entre sus aliados, y al resto de las naciones que se enfrentaron a la Alemania Nazi. Incluida la Unión Soviética, aunque ésta fue desangrada por su líder, Stalin, que llevó a la muerte a más de 10.000.000 de rusos. Se dice pronto. La sed de sangre del águila alemán solo se vio desbordada por la del oso soviético.

Un Hitler que no hizo más que tomar decisiones erróneas, una detrás de otra. Erróneas para sus intereses y los de la Alemania nazi, claro está. Firmó un pacto de amistad con la URSS de Stalin, que luego violó. Trituró Polonia y se la puso en bandeja al ejército rojo. Quiso que Gran Bretaña se uniera al III Reich para combatir al comunismo. Una idea buena pero sin sentido.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

En este sentido he de rescatar la idea de Patton de llegar a Berlín antes que los rusos para derrotar a los nazis, depurar sus ejércitos (Wehrmacht), encarcelar a todos los nazis que hubieran sobrevivido y pactar con la Alemania no nazi para luchar contra el comunismo.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Esto implica que esa idea ridícula de Hitler podría haber tenido todo el sentido del mundo, si no hubiera sido él el líder de Alemania y si ésta no hubiera estado dominada por los nazis.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Esto implicó que la lucha contra los ingleses le fuera amarga, porque en su fuero interno los veía como aliados naturales. Eso sí, una vez que estos le negaron su complicidad, decidió invadir las islas y se topó con la RAF y la Batalla de Inglaterra, y perdió: primer error.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

El segundo error fue poner rumbo al este e invadir Rusia. Y dentro de este error cometió muchísimos errores menores que, sumados todos ellos, arrojó una derrota fulminante. En su avance colosal, pues parecía que los dos millones de alemanes no tenían quien les hiciera frente, se dedicó (al principio) a tratar a todos los países soviéticos que iba ocupando como "territorios ocupados". Era tal el desprecio que Hitler sentía por los eslavos que nunca supo, o no quiso entender que estos pueblos vieran a los alemanes como salvadores y quisieran unirse a ellos para atacar a los comunistas que los tenían oprimidos.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Nada de eso. Fue dejando tropas por el camino para cuidar la retaguardia de los alemanes porque no quiso alistar a los liberados, despreciando centenares de miles de soldados que habrían combatido ferozmente a Rusia.

Ojo. No los reclutó en su avance. La Historia demuestra que las Waffen SS fueron alistando batallón tras batallón entre soldados reclutados en territorios ocupados en la misma medida que declinaban sus fuerzas. Entraban a formar parte de las Waffen SS, no del ejército alemán. Bielorrusos, ukranianos, rumanos, búlgaros, húngaros, finlandeses, holandeses, belgas, franceses y hasta rusos blancos (y no me refiero a "blancos de raza", si no de los rusos anticomunistas" contrarios a los rojos). Hubo croatas y bosnios y, para los más curiosos, deciros que hubo hasta algún batallón integrado exclusivamente por musulmanes bosnios.

Las Waffen SS fueron, o así quisieron verse a si mismas, un ejército paneuropeo. Este era el modo en que se hacían querer para atraer voluntarios (porque todos sus integrantes alemanes fueron voluntarios). El momento de mayor apogeo lo vivieron cuando se instauró el sentimiento de "cruzada anticomunista" y se le unieron voluntarios italianos, griegos, algún portugués y la más laureada de todas las divisiones internacionales: la División Azul española. Ésta ha llegado a ser conocida como la división más culta de toda la historia militar (casi su inmensa mayoría estaba compuesta por licenciados y/o universitarios del SEU de Falange de las JONS). Franco dejó meridianamente claro a Hitler, y lo hizo constar por escrito, que la División Azul se constituía y partía para Rusia para luchar en contra del comunismo y no a favor del nazionalsocialismo. También recibieron un saco de condecoraciones por el valor demostrado en todas sus acciones. Si los rumanos de Stalingrado hubieran luchado como los españoles la historia habría cambiado. He de aclarar también que todos los internacionales entraron en las Waffen SS menos los españoles que pasaron a depender exclusivamente del Ejército (para recalcar su carácter "no nazi" de cara a poder justificar la neutralidad de España en la guerra y su beligerancia contra la Unión Soviética escudándose en que iban a Rusia porque Rusia había provocado la Guerra Civil española.

Hay que hacer un distingo entre el trato dado a la población civil entre soldados de la Wehrmacht y los milicianos (porque es lo que eran) de las Waffen SS. Los primeros solían estar dirigidos por oficiales no nazis que inculcaban los valores prusianos a sus hombres, entre los que se incluía el respeto a la población civil y al enemigo. Los segundos eran "soldados ideológicos". Eran la "Orden Negra". Aquí destaco una vez más la labor de los españoles, que hicieron amigos en todos los rincones por los que pasaron y ofrecieron un trato de igual a igual a todos los ciudadanos con los que se cruzaron llegando a protagonizar más de una pelea cuerpo a cuerpo con alemanes (de las Waffen SS) en defensa de algún judío y/o lugareños.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

Aquí me detengo para explicar (que no justificar) un rasgo de la ideología de las Waffen SS. Se les reclutaba a tierna edad, cuando eran niños. Y se los llevaban a castillos especiales para formarlos militarmente y adoctrinarlos desde pequeños. El primer criterio era su pureza étnica. Después su pureza física, y para terminar, la pureza intelectual. Durante años los aleccionaban para hacerles comprender que eran lo mejor de Alemania, y Alemania lo mejor del mundo entero. Su papel en esta vida era la de libertadores del mal. Eran tan predicadores de un evangelio pagano como soldados de élite nacidos para sobrevivir a todos los campos de batalla.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

La visión del comunismo, era la del caos, la de la inmoralidad, la de la ausencia de libertades. El reparto de pobreza, mientras que la Alemania nazi había logrado el reparto del bien estar superando la hambruna del Tratado de Versalles tras la I Guerra Mundial.

La mayor sorpresa de los alemanes fue según avanzaban adentrándose en la Unión Soviética. La pobreza que vieron allí les hacía daño en los ojos y entendieron que hasta el más humilde de los granjeros alemanes tenía sus tierras, su granja, su ganado y sus empleados. En Rusia vieron que las granjas eran colectivas y las dirigían miembros del Partido Comunista.

Hitler había logrado devolverles la fe como pueblo y esto se reforzaba conforme avanzaban por Ucrania hacia Rusia, y en Rusia se disparó el estereotipo. En la peli veremos la admiración de los alemanes por los bosques y prados ucranianos, destinados a ser el granero del III Reich, y Rusia era la antesala a las materias primas, al gas, al petróleo y  la mano de obra barata (rusos). Unos rusos borrachos, feos (siempre desde el prisma ario), sucios, pendencieros y violadores. Lamentablemente los rusos dieron la razón en todos estos aspectos a las Waffen SS. Murieron como moscas a manos de los alemanes y de su Ministerio del Interior (las tropas del NKVD mataron a casi tantos rusos como los alemanes durante la guerra. Al final de la guerra se cepillaron a todo el ejército rojo que había avanzado hasta Berlín para evitar que contaminaran al resto de la Unión Soviética tras sus contactos con los americanos.

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

En los años '90s el gobierno ruso admitió la violación de más de un millón de mujeres por el ejército rojo (lo digo hoy, Día Internacional de la Mujer) en su avance hasta Berlín

Toda mujer entre 10 y 70 años era pasto del apetito sexual de los soldados comunistas. Llegaron a violar, también, a polacas y ucranianas liberadas y a rusas que combatían en su propio ejército, a sus camaradas de armas


Todo esto y mucho más. Muchísimo más... sirve, espero, para que entendáis esta película. En ella no se justifica nada, solo se habla de los diferentes escenarios en los que combatió esta división, presente en toda la historia del nacismo (protagonizó la noche de lo cristales rotos y luchó hasta el último hombre en defensa de su Führer sin importar su locura ni su megalomanía).

Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe - Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine
Leibstandarte - Mi Honor se llamaba Lealtad - My Honor was Loyalty - Alessandro Pepe
Cine bélico - Cine italiano - WW2 - Cine Segunda Guerra Mundial - el fancine

En la película se estrecharán los lazos afectivos de sus protagonistas. Veremos cómo entendían la lealtad al comienzo de la contienda y cómo ésta lealtad supuso un verdadero quebradero de cabeza para unos muchachos cuyos valores se tambaleaban con cada kilómetro que retrocedían.

Lo mejor de todo: ya lo decía al principio, su fotografía. Lo peor... intenta equiparar a americanos con rusos y alemanes. Estoy seguro de que habrá más de un alemán fusilado impunemente por algún americano que no quiso hacer prisioneros. Estos alemanes fueron siempre Waffen SS y, sin querer justificar a los americanos, aunque, ¡qué narices! ¿por qué no? las Waffen SS no hacían prisioneros y mataban (en muchas ocasiones) a los yankis derrotados. Esto explica que los americanos ajusticiaran a más de un Waffen SS (no soldados del ejército) cuando se apoderaban de alguno. Por el estrés en combate y por el miedo que tenían.

No hay comentarios:

Publicar un comentario